Temática de la conferencia

Las cooperativas son una forma de negocio creciente y sostenible, un modelo de negocio único que pone a las personas en el centro del desarrollo.

El 2 de julio de 2016, el secretario de las Naciones Unidas Ban Ki-moon, con motivo del Día Internacional de las Cooperativas de ese mismo año, dijo lo siguiente: «Insto a los gobiernos a crear un entorno propicio para que las cooperativas puedan prosperar y crecer. Déjenos emplear el poder de las cooperativas para alcanzar los ODS y crear un mundo de dignidad y oportunidades para todos».

Las cooperativas permiten que sus miembros tengan el control sobre sus ingresos y los puedan localizar, disfruten de trabajos de calidad y conozcan sus necesidades, todo ello desde una perspectiva de atención a la comunidad. Las cooperativas proporcionan una plataforma para que las personas se unan como mujeres y hombres de negocios. 

En una cooperativa, las personas proporcionan necesidades elementales no solo para vivir, sino también para llevar a cabo actividades económicas, como el acceso al agua, a la alimentación de calidad, a la energía asequible y el fortalecimiento de las comunicaciones. Las cooperativas son una forma sostenible de crear un mundo de dignidad y oportunidades. 

Las cooperativas son únicas en cuanto a que combinan el éxito económico con la gestión democrática y la preocupación por la comunidad. Esto último hace que las cooperativas sean actores significativos en materia social y económica. Las cooperativas crean más de 250 millones de empleos. Incentivando la participación activa de cooperativas de todo el mundo para crear un compromiso cuantificable específico hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, la Alianza demuestra que las cooperativas ponen realmente sus negocios donde tienen sus valores: ¡predicamos con el ejemplo!

A nivel de empresa individual, el empleo cooperativo revela características distintivas: una combinación de fundamento económico, una búsqueda de eficacia, flexibilidad compartida, un sentido de participación, un entorno familiar, orgullo y reputación, un fuerte sentido de identidad y un enfoque en los valores. Esta mezcla de características ha mostrado ser tanto la causa como la consecuencia de la sostenibilidad económica de las cooperativas. 

A nivel de comercio mundial, las cooperativas, como agentes económicos, han estado implicadas en cadenas de suministro globales desde sus orígenes. El propio modelo de negocio cooperativo nació como una forma para acortar las cadenas de suministro, eliminando intermediarios, tanto agregando productores (por ej. cooperativas agrícolas propiedad de los agricultores) como consumidores (por ej. cooperativas minoristas de alimentos propiedad de los consumidores). La principal diferencia entre cooperativas y otros modelos de negocio en términos de intervención de cadena de suministro es que las cooperativas integran sus valores y principios en dichas cadenas de suministro, y no solo en la obtención los beneficios económicos.

Ahora que los líderes mundiales han adoptado los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de las Naciones Unidas, es el momento de que nuestro movimiento evalúe cómo podemos mejorar la igualdad, acabar con la pobreza y cuidar el medio ambiente, mientras prosperamos como negocios.

ÚLTIMAS NOTICIAS COOPERATIVAS